martes, 10 de marzo de 2009

Friday I'm In Love

Sí, hace muuuuuuuchos meses te dijo que sentía cosas por vos. Según vos era puro verso, según el era muy en serio. Te mandaba mensajitos tiernos al celular. 'Buenos días princesita, como dormiste?', 'Estuve toda la noche pensando en vos, ojalá te hubiera soñado', 'Te extraño, necesito verte o escuchar tu voz'. Y vos solo los leías, exclamabas que era un pesado y cerrabas la tapita del celular. Te hablaba por msn y vos no salías de la rutina de elegir la 'mejor' opción:
A. Cerrabas la conversación fingiendo que no estabas o que no te llegó nada.
B. Intercambiabas una serie de palabras con el actuando muy cortada. 'Ja, bien vos?', 'No tenia crédito', 'No sé, esta semana no puedo', 'No, la otra tampoco', 'No puedo por este mes'.
Cuando tus amigas te preguntaban si no te gustaba ni un poquito después que vos les mostraras todos los mensajes cursis que te mandó, las canciones que te dedicó, las cosas que te dijo para ver si vos lo celabas y le dabas un poquito de esperanza, vos les contestabas: Nooooo! Ni ahí, es un pesado!. Sin un gramo de lástima y sin siquiera pensarlo un minuto.
Cualquier excusa era válida para no verlo. Y cuando lo veías y el se intentaba acercar vos lo alejabas lo más que podías. Vos sabés que no era para hacerte la difícil ni mucho menos, pero el cualquier cosa que le decías que no era 'cortada' se lo tomaba como una indirecta, o algo así, por lo que preferías ahorrar la explicación de que no, que no te pasaba nada con el.
Mucho tiempo después de no hablarle ni siquiera por mensajes de texto te enterás que está saliendo con una chica que lo quiere mucho, tanto como el a ella y que está muy feliz. Pensás -en realidad, lo deseás pero shhh es un secreto- que no van a durar mucho, no más de 3 meses hasta que el decida engañarla o dejarla como a todas porque está 'muy confundido'. Pero parece que no!, Esta vez, te equivocaste. Ya pasaron hace mucho los 3 meses, y siguen pegados y cursis como el primer mes.
Ahí es cuando empezás a escuchar las canciones que el te dedicaba -TONTA!- y te agarra un vacío un tanto importante en el estomago. Es el momento en el que película romántica que veas, película en que alguno se parece a el, o a los dos.
Es cuando te das cuenta que ya no te despiertan sus mensajes, y que en realidad, te gustaba que te los mandara -COMPLICADA!-. No solo te gustaban sus mensajes de 'Buen día' o 'Buenas noches' si no también que te llamara solo para saber como estabas, que habías hecho, si tenías algo planeado para ese o el día siguiente.
Y caés que ya no está, no está ese chico que te sacaba la vergüenza, que hacía que dejes a un lado la timidez y te muestres tan divertida como te mostrabas con tus amigas. Tal vez fue uno o el primer chico que sentiste te quiso tanto, que siempre te trataba de cuidar y demostrarte cuan feliz te podía llegar a hacer.
Tal vez los demás tenían razón, y de verdad todo era cierto...
Pero eso nunca lo vas a saber con certeza realmente, tampoco vas a saber si te pasa ALGO con el, o si te pasó hace rato. El ahora está feliz y aunque tal vez una parte tuya desearía que el no estuviese con ella, la otra parte te dice que igual, vos no estarías con el.

Lo que pienso... Siempre queremos a los 'imposibles' o poco probables. Seguramente si el en vez de estar con ella estuviese intentando atraparte, vos seguirías esquivándolo como siempre y seguirías diciéndole a tus amigas QUE ES UN PESADO.

3 comentarios:

Frank dijo...

Sí, as así. Son la Gatita Flora ustedes... Se la ponen grita, se la quitan llora...

Saludín duro.

El que se agarra a tu hermana dijo...

Conque resulto cierto eso de que uno no valora lo que tiene hasta que lo pierde, eh?

Lamentablemente es asi, y seguira siendolo por siempre.. por mas que despues de esto alguien se proponga no rechazar a nadie, darle una o 2 oportunidades a todos, le va a pasar: va a querer estar mucho con alguien, pero cuando lo tenga, ya no lo va a querer.

Es una de dos: "te quiero y no te tengo" o "te tengo y no te quiero", desgraciadamente siempre es lo opuesto a lo que nos vendria bien.

Saludos!

Gabriela dijo...

Es muy cierto, si él estuviera solo vos no estarías con él. Y te seguiría pareciendo el mismo pesado. Es que él entró en tu vida en una forma equivocada, y eso es muy difícil de cambiar porque la primera impresión es muy importante.
Y vos, si le das bola ahora después de tantos desplantes, tampoco harías bien. Porque te las cobraría todas juntas.
¡Qué difícil es a veces!
Saluditos!